Montserrat

La montaña de Montserrat es uno de los destinos turísticos más emblemáticos de Cataluña y durante los 365 días del año recibe visitantes de todo el mundo. Este macizo, ubicado junto al río Llobregat, alberga un monasterio situado a 725m de altitud sobre el nivel del mar y es en este monasterio benedictino donde está la Escolania, uno de los coros de niños más antiguos de Europa, y "La Moreneta", es decir, la Virgen de Montserrat.

L

a montaña es todo un símbolo de catalanismo y está rodeada de leyendas debido a su forma de “montaña serrada”, que es lo que quiere decir la palabra "Montserrat". Tanto un aspecto como el otro ya forman parte del imaginario colectivo de los catalanes.

Actividades

Este emplazamiento no es solo un lugar exclusivamente de recogimiento religioso y espiritual, aquí también se pueden hacer una gran cantidad de excursiones y actividades culturales.

Naturaleza

Los amantes de la naturaleza tienen la posibilidad de escoger el itinerario que más les convenga. Si se busca un camino cómodo y un paseo de menos de una hora, el itinerario que va del santuario a la plana de las Tarántulas es ideal. Incluso hay rutas de tan sólo 20 minutos, como la que sale de las Tarántulas y llega hasta la ermita de Santa Magdalena pasando por la “escalera de Jacob”.

Si lo que se busca son las mejores vistas, la ruta que va del santuario hasta Sant Jeroni es la más recomendable. La duración puede ser de entre dos y tres horas pero las vistas desde esta cumbre, a 1.236 metros de altura (lo más alto de la montaña), son privilegiadas.

Cultura

Tampoco se queda atrás en cuanto a su oferta cultural. Su museo alberga obras maestras como el conjunto de San Juan y Santo Onofre, una ruta por la obra de Subirachs al Santuario y seis importantes colecciones. En total, se encuentran expuestas más de 1.300 piezas que van desde un sarcófago egipcio del siglo XXII aC hasta una escultura de Josep M. Subirachs del 2001.

Destaca la colección de orfebrería, con un conjunto de objetos litúrgicos que van del siglo XV al XX, así como la colección de pintura, donde hay obras de todas las épocas y pintores: Greco, Caravaggio, Fortuny y Picasso son algunos de ellos.

Dado que el Santuario cuenta con un rico patrimonio artístico, histórico y natural, éste se convierte en un auténtico Museo al aire libre. Es una de las propuestas más atractivas junto con el espacio audiovisual Montserrat de puertas adentro, donde se muestran las actividades diarias de los monjes y se puede hacer una visita virtual por los espacios más representativos.

El órgano, una pieza genuinamente catalana

Los talleres donde fue concebido este instrumento (Blancafort, Orgueners de Montserrat) son catalanes y además, entronca con la larga tradición de órganos de tribuna, normalmente situados en el lateral de la nave que hay en Cataluña. Esto es característico del órgano catalán desde principios del s.XVI y lo relaciona con otros instrumentos encontrados en diferentes lugares como la catedral de San Juan de Perpiñán o la de Santa Maria de Tarragona. 

Con una imponente batería de 4.242tubos, este órgano es capaz de afrontar 63 registros y se adapta tanto a repertorios contemporáneos como a los de autores catalanes como Cabanilles y Mestres Quadreny.

Montserrat